Inicio > Policy & Advocacy > Organismos Creadores de Normas Internacionales > Acuerdos de Basilea

November 23, 2014   

Organismos Creadores de Normas Internacionales // Acuerdos de Basilea

 

El Comité de Supervisión Bancaria de Basilea es un comité internacional creado por el Banco de Pagos Internacionales para diseñar políticas sobre normas prudenciales y mejores prácticas para los reguladores financieros.

Basilea III

En septiembre de 2011, el Comité de Basilea revisó sus normas de capital en lo que se conoce como el Acuerdo de Basilea III. Si bien el Acuerdo de Basilea II trata sobre la ponderación del riesgo de los activos, Basilea III se centra en una definición más precisa del capital y mayores requerimientos de este. Algunos de los elementos clave de Basilea III que afectan a las cooperativas de ahorro y crédito son:

Conozca más acerca del Marco Regulatorio Internacional para Bancos (Basilea III)

Basilea I y II

El Comité de Basilea implementó el primer Acuerdo de Capital de Basilea en 1988. Originalmente se creó para los bancos del G10 que tienen actividades internacionales, pero ya se ha implementado en más de 100 países, para instituciones financieras tanto pequeñas como grandes, incluyendo cooperativas de ahorro y crédito.

En 2000, el Comité de Basilea comenzó un proceso de consulta con la industria de los servicios financieros acerca de la revisión del Acuerdo de Capital de Basilea. El propósito de la revisión era darle a la suficiencia del capital un enfoque más sensible al riesgo.

El 26 de junio de 2004, el Comité de Supervisión Bancaria de Basilea emitió su marco de trabajo revisado: Convergencia internacional de medidas y normas de capital: Marco revisado. Este marco de trabajo refleja las modificaciones del comité, que aunque son pocas, se incluyeron en el Documento Consultivo CP3, publicado en abril de 2003.

Dentro de este último Acuerdo de Basilea, el comité reconoce que la adopción del marco de trabajo revisado podría no ser la principal prioridad para fortalecer la supervisión en todos los países que no pertenecen al G-10. Por el contrario, el Comité de Basilea anima a cada uno de los supervisores nacionales a que medite cuidadosamente acerca de los beneficios del marco de trabajo revisado en relación con el sistema bancario de su país, para que posteriormente se diseñe un plan para implementar el marco de trabajo revisado. Por consiguiente, el comité está consciente de que lo más probable es que la implementación se lleve a cabo después de las fechas de implementación prescritas. Como resultado de lo anterior, el comité exhortó a los supervisores a que consideraran implementar los elementos clave de los componentes de revisión de la supervisión y la disciplina del mercado que contiene el marco de trabajo revisado, incluso si los requisitos de capital mínimos de Basilea II no se han establecido totalmente llegada la fecha de implementación.

Para poder ayudar a los supervisores nacionales encargados de la implementación del marco de trabajo revisado, a principios de 2003 el Comité de Basilea conformó un grupo de trabajo con la finalidad de evaluar los problemas relacionados con la implementación del Acuerdo de Basilea III. Dicho grupo de trabajo, formado principalmente por miembros provenientes de países que no pertenecen al G-10, aporta sugerencias prácticas que los supervisores pueden adaptar para emplearlas en distintas jurisdicciones a fin de hacer la transición al marco de trabajo revisado.

Recursos adicionales